Talleres

Cada taller como su nombre indica es un espacio abierto para la experimentación. A través de los ritmos nos abrimos más profundamente al estudio de la práctica en sí. Ofrezco diferentes versiones:

  • Taller de medio día (4 horas)
  • Taller de un día (8 horas)
  • Taller de dos días (de 14 a 16 horas aproximadamente)
  • Taller residencial (14 horas aproximadamente)

En cada una de estas modalidades entramos en la esencia del mapa de los 5 ritmos a través de diferentes ejercicios, juegos, improvisaciones y dinámicas muy diferentes en cada uno de ellos.
El objetivo es encontrar en nuestro movimiento una herramienta clave y sanadora para hallar nuestro centro en cualquier circunstancia que nuestro caminar nos presente. No es sino puro estado meditativo alcanzado de una forma divertida y activa. La danza es nuestro punto de encuentro hacia lo real y auténtico en nosotros. Si algo destaca en un taller es la fuerza que se genera en el compartir grupal.
La conexión que ofrece el trabajo consigue retos inalcanzables en solitario. La poderosa transformación que se produce ante la toma de consciencia de cada uno de los espejos que comparten el espacio es una vía hermosísima hacia la sanación de cualquier bloqueo, tensión o enfermedad que esté presente. Ser capaces de compartir el espacio no sólo a través de la danza sino de los momentos de descanso, comida y otras muchas sorpresas, abre la oportunidad a una mayor profundidad. Muchos son los casos en los que algo muy profundo ha cambiado tras un taller. Es un gran regalo, no se trata de un capricho, es más bien un reencuentro con lo auténtico, con tu verdadero ser. Aquello tan añorado se presenta tras haber invitado a la mente a un bello juego.
Cada taller se enfoca en un tema característico. Para poder indagar en la profundidad es preciso focalizar la atención en aspectos concretos dentro del mapa. Por ello brindo la oportunidad de danzar bajo el son de diferentes aspectos dentro de él. Y tras esta breve explicación no queda sino lanzarse a experimentar.
Como buenos científicos y artistas la práctica es la que crea la teoría. El laboratorio de la vida abre sus puertas tan sólo hemos de entregarnos a la aventura.

Quiero dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *